miércoles, 23 de marzo de 2011

"Que digamos"

Los porteños decimos este final de frase (no sé si se dice igual en el resto de la Argentina y ni siquiera en el resto de Latinoamérica) cuando utilizamos alguna frase negativa, para reforzar el sentido negativo y redondear la idea. Un ejemplo: "Este auto no está muy nuevo que digamos", situación ésta en la que el que emite la frase se siente decepcionado o sencillamente ve la realidad de lo que el auto es. Podría haberse dicho, con valor parecido al de la frase expuesta, "Este auto está bastante viejo", pero el decir "Este auto no está muy nuevo que digamos" agrega un sentido eufemístico que suaviza la realidad: el auto es una catramina.

1 comentario:

  1. Esta misma expresión la he oído decir a colombianos, mejicanos, peruanos, ......... por lo tanto es de uso común en Latinoamérica; no cabria esperar que no fuera asi. Aprovecho la oportunidad para saludarla y felicitarla por su muy interesante blog y también aprovecho para llamar su atención sobre una expresión que no se si es de origen argentino ''.......meterse por los palos.....'' esta expresión se acomoda fácilmente, se puede decir ''se metió por los palos'' o ''se mete por los palos'' o ''viene metiéndose por los palos''. Para refrescarle la memoria le dire que es una expresión hípica; mas específicamente de las carreras de caballos. Seria bueno que comentara sobre esta expresión, digo esto con el afán de que estas expresiones no se pierdan y de alguna manera se trasmitan a las generaciones mas jóvenes. Gracias y disculpe mi estilo de 'carta comercial' (a veces es mejor asi).


    ResponderEliminar